• Cirugía plástica, estética y reparadora 1
  • Cirugía plástica, estética y reparadora 2
  • Cirugía plástica, estética y reparadora 3
  • Cirugía plástica, estética y reparadora 4

Últimas publicaciones

Mastopexia o levantamiento de senos

Mastopexia o levantamiento de senos

Publicado 07 Octubre, 2021

Una mastopexia, o levantamiento de senos, es un procedimiento quirúrgico que levanta y da nueva forma a los senos caídos al eliminar el exceso de piel y tensar el tejido de soporte. Dado que un levantamiento de senos no alterará el tamaño de los senos, esta cirugía a veces se combina con...

Leer más »
La cirugía para tener un pecho perfecto

La cirugía para tener un pecho perfecto

Publicado 30 Septiembre, 2021

El pecho de una mujer es uno de los grandes sinónimos de sensualidad y feminidad. El canon estético ha cambiado a lo largo de la historia, pero en la actualidad gana terreno un pecho con cierto volumen pero sin que este sea excesivo. En la clínica del Dr. Esparza tenemos una...

Leer más »
Blefaroplastia tradicional frente a blefaroplastia láser

Blefaroplastia tradicional frente a blefaroplastia láser

Publicado 22 Septiembre, 2021

Los ojos y su área circundante sirven como puntos focales cuando se encuentra con alguien por primera vez; ahí es donde acudimos cuando tratamos de saber si alguien está siendo sincero y la región que usamos para determinar el estado emocional de alguien. Cuando el área de los ojos...

Leer más »

El agua del mar y tu piel

El agua del mar y tu piel

Beneficios y Peligros

Históricamente, se sabe que el agua del océano cura enfermedades tanto del cuerpo como del alma. Todo comenzó con los médicos ingleses a fines del siglo XVI que comenzaron a respaldar los efectos curativos del agua fría del océano para promover la circulación, curar enfermedades y tratar la melancolía. Hoy en día todavía pensamos con cariño en los poderes curativos del mar para la relajación y la reactivación de nuestros cuerpos y mentes. Muchos informan mejoras en diversas afecciones de la piel después de un baño en el mar. Aunque el agua del mar tiene múltiples beneficios, también existen algunos riesgos que es importante tener en cuenta.

Profundicemos en los beneficios y peligros del cuidado de la piel del mar azul profundo y en cómo puedes mantenerte protegido.

Beneficios del agua del mar

¿Alguna vez has notado lo suave que está tu piel después de una inmersión rápida en el mar? o quizás has tenido un brote de acné que se ha disipado después de nadar en él? El agua del mar tiene un rico contenido mineral y de nutrientes que nuestra piel necesita, incluidos magnesio, potasio, calcio, selenio, sodio y azufre. Se ha descubierto que el magnesio de este cóctel mineral es especialmente beneficioso para la piel seca. Las personas con eccema y psoriasis han informado de excelentes mejoras con el agua rica en magnesio, como las sales del mar muerto, que tiene unos niveles más alto de lo habitual.

Además, la sal es antibacteriana y antimicrobiana, por lo que nadar en agua salada puede ayudar a protegerse de las bacterias que causan el acné. Los profesionales conocen desde hace mucho tiempo los beneficios de la sal para la piel. Los tratamientos faciales con sal son cada vez más populares para combatir el envejecimiento y la piel problemática. Los tratamientos faciales con sal son elogiados por ser seguros para todo tipo de piel al tiempo que brindan una exfoliación y curación profundas.

Peligros del agua del mar

Aunque el agua del mar está llena de minerales beneficiosos para la piel, también encierra algunos peligros, sobre todo en playas contaminadas donde no es aconsejable el baño. A medida que continuamos contaminando nuestros océanos con la escorrentía de la ciudad y las aguas residuales, las playas de arena que disfrutamos se vuelven cada vez más tóxicas.

Un estudio reciente encontró que la exposición al agua del mar puede alterar la diversidad y composición del microbioma de la piel humana. Estudios recientes han demostrado que los cambios en el microbioma pueden causar susceptibilidad a infecciones y enfermedades. La exposición a estas aguas puede causar enfermedades gastrointestinales y respiratorias, infecciones de oído e infecciones de la piel. Afortunadamente, esto no ocurre en la mayoría de las playas españolas.

La piel es la primera línea de defensa del cuerpo, por lo que cuando las bacterias normales son absorbidas por cuerpos extraños de bacterias, la lucha contra las infecciones se vuelve más difícil.

Protégete a ti mismo

Por supuesto, continúa disfrutando de las maravillas del mar, pero mantente a salvo tomando algunas precauciones. Para mantenerse protegido de las bacterias del océano, evita nadar con heridas abiertas. Aprovecha las duchas que se encuentran en muchas playas públicas y enjuaga el agua del mar tan pronto como puedas, con esto también ayudarás a que no se reseque en exceso la piel. Toma conciencia de la calidad del agua en la playa a la que vas y mantente informado de cualquier cambio.

La forma más común en la que sufrimos daño cutáneo prematuro es debido a la exposición al sol. Protege siempre tu piel con protector solar y recuerda volver a aplicar cuando sea necesario.

MÁS INFORMACIÓN EN:

www.dresparza.com