• Cirugía plástica, estética y reparadora 1
  • Cirugía plástica, estética y reparadora 2
  • Cirugía plástica, estética y reparadora 3
  • Cirugía plástica, estética y reparadora 4

Envejecimiento, causas y remedios

Envejecimiento de la piel: causas y remedios

Causas del envejecimiento – Prevención

 

Muchos son los factores implicados en el envejecimiento, desde factores genéticos o exposición a rayos UVA, pasando por el estrés y sus cortisoles o por la alimentación entre otros.

Pero también no es menos cierto que muchas son las cosas que podemos hacer para luchar contra esta, cada vez más a menudo, catalogada enfermedad del envejecimiento.

 

Causas del envejecimiento

 

  • Factores genéticos: Cada piel es diferente y cada una responde de distinta manera al paso del tiempo Pieles con capas dérmicas más estrechas serán más vulnerables. Regeneraciones celulares lentas provocarán así mismo una pérdida de reacción ante el envejecimiento.
  • Factores ambientales: La exposición prolongada a factores externos agresivos como son las radiaciones ultravioletas del sol, viento o agentes químicos harán que disminuya la capacidad dérmica de regeneración. Quemaduras solares o de agentes químicos destruyen las células o las dañan de forma irreparable favoreciendo los procesos de envejecimiento.
  • Factores alimentarios: Dietas pobres en vitaminas, proteínas y minerales necesarios para la piel como las vitaminas A, E y C harán que la piel no disponga de armas en la lucha contra el tiempo.
  • Factores anímicos: El estrés provocado por el día a día debilita nuestras defensas naturales a las agresiones exteriores. Enfermamos más y durante más tiempo y esto se ve reflejado también en nuestra piel, auténtico espejo que muestra nuestro estado de ánimo. Además de la liberación de perjudiciales cortisoles y el propio proceso oxidativo que se acelera

 

Prevenir el envejecimiento

 

  • La hidratación es fundamental, tanto a nivel externo con el uso de cremas como a nivel interno con la ingesta de agua diaria que favorecerá que nuestra piel se mantenga hidratada. Además:
  • Comidas ligeras con gran cantidad de agua (verduras), de oligoelementos (pescados) harán que nuestra piel se mantenga fuerte y sana,
  • Olvidarnos del tabaco y del alcohol, verdaderos favorecedores de la presencia de radicales libres enemigos declarados de nuestra piel.
  • Jabones y cremas hipoalergénicos y de pH neutro que no dañen nuestra piel con sus fórmulas abrasivas evitando la disminución de las distintas capas dérmicas.
  • Favorecer la irrigación sanguínea de la piel. Esto se puede conseguir con ejercicio físico de forma habitual. Este ejercicio no tiene por qué ser extenuante ni intenso. Ejercicio físico moderado como caminar, subir escaleras para llegar a casa etc.…También la sauna y el baño turco producen un efecto vasodilatador que hace que llegue más sangre a las distintas capas de la dermis Abren los poros con los poros, con lo cual su limpieza es más fácil.
  • Vestimenta adecuada: Se debe tener mucho cuidado con aquellas prendas de fibras sintéticas que no permiten la evacuación del sudor, que rozan contra la piel de forma continua y peligrosa. Los tejidos de fibras naturales como lino, algodón, sedas, lanas… son los mejores para la vestimenta del día a día.
  • Limitar la exposición a radiaciones solares y protegerse adecuadamente de ellas usando cremas con factor de protección adecuados a nuestro tipo de piel. Evitar en cualquier caso la exposición a estos elementos en los momentos de mayor intensidad como pueden ser las horas cercanas al mediodía, cuando el sol es más implacable.

 

*Un cirujano debe poder ofrecer expectativas realistas en cuanto al resultado final.

El Dr. Esparza es un auténtico Especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora, con muchísimos años de experiencia y posiblemente miles de intervenciones de todo tipo.

 

MÁS INFORMACIÓN EN: www.dresparza.com