Cirugía de las orejas

  • Orejas despegadas
  • Orejas “en copa”
  • Otras malformaciones
  • Lóbulos rasgados

La forma de las orejas esté determinada por un esqueleto cartilaginoso que le proporciona consistencia.

Las orejas despegadas es una desviación de la normalidad que se presenta desde el nacimiento y que puede ocasionar, ya en el niño, una afectación importante en su vida de relación.

La intervención se realiza en ámbito hospitalario bajo anestesia local más sedación, de forma ambulatoria y la finalidad es devolver la forma a los pliegues de la oreja y aproximarla a la cabeza.

Mediante una incisión detrás de los pabellones auriculares se remodela el cartílago y se le da la forma adecuada. Quedando oculta la cicatriz en el pliegue de detrás de la oreja.

El paciente vuelve a su casa después de la intervención con un vendaje voluminoso que se revisa al 3er día y se retira a la semana.

Los puntos se caen solos y el paciente a la semana puede llevar una vida normal, procurando no realizar ejercicios que puedan ocasionarle un traumatismo en las orejas durante 3-4 semanas.

Llama la atención como estos pacientes cambian inmediatamente de peinado para lucir sus “nuevas” orejas.

Un punto importante, también en la Cirugía de las Orejas, es la reconstrucción de los lóbulos rasgados por pendientes o pearcings.

Dicha cirugía la realizamos en la propia consulta bajo anestesia local, terminada la cual el paciente puede integrarse a su actividad habitual.

Ver ejemplos »

Get Adobe Flash player